martes, 6 de enero de 2009

Aquilegia vulgaris L.












































Aquilegia vulgaris L.    Aguileña.

Las aquilegias pertenecen a la familia de las ranunculáceas. El nombre de esta planta proviene del latin aqua, agua y legere, recoger aludiendo así a la forma de cucurucho de sus pétalos.


Respecto a su hábitat, son frecuentes en prados y lugares arbolados con abundancia de humedad. Florece de mayo a julio viéndolela hasta los 1200 metros de altura.

  Tiene raíz muy ramificada y su tallo llega hasta los 80 cm de altura, hojas con largos peciolos uniéndose al tallo principal cada vez más pequeñas y tripartidas. Su coloración es de un azul que varía, siendo más intenso cuanto menos insolación perciben. Su cabeza inclinada llega a tener cinco cm. de diámetro. Tiene cinco grandes sépalos muy abiertos y entre ellos se sitúan los pétalos en forma de cucurucho. En su parte posterior estos cucuruchos se curvan en forma de gancho, donde se deposita el néctar.


Sus propiedades medicinales son de escasa eficacia no obstante se encuentran las diuréticas y sudiríficas, incluso se le han adjudicado virtudes que facilitan los partos, sarampión y viruela, escorbuto y algunas mas, pero como digo, no demasiado eficaces.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada